OTRO DÍA PENSANDO XII

Demasiados pensamientos
sin ver el mar.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO XI

Demasiados pensamientos.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

PIENSO EN LA NOCHE

Pienso en la noche en la cual
mi memoria cayó al sótano del recuerdo.
Por más que abría los ojos
mi visura se derrumbaba al mismo espacio
que  ella
y la luz, esa luz silenciosa e inquieta,
me esquivaba velozmente
a cada paso.
Los ángulos nocturnos
volaban en un ambiente terrible
de pasado
donde las lágrimas cruzaban las mentes capaces
y los gritos guiaban relámpagos
a ineptos.
Todo fue noche. Noche oscura y cerrada.
Las palabras no se oían
por más que alguien las hablaba.
Las estrellas latían confusas
sin ganas de brillar.
Sólo el ronroneo del motor del coche
y las pequeñas luces
de la carretera pasando,
centimetro a centímetro,
a un espacio adimensional
que desaparecía.
Allí será donde quedó.
Quizá disfrazado
de carácter y silencio,
tristeza y recuerdo.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO X

Demasiados pensamientos
llenos de silencio
y de aquella persona
en quien quizá no deba pensar.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO IX

Demasiados pensamientos
llenos de demasiado silencio.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO VIII

Demasiado silencio
cada vez que pienso
en quien quizá no deba pensar.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO VII

Demasiado silencio.
Demasiado silencio
en un mundo que no para de llorar.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO VI

Demasiado tiempo
sin ver el mar.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO V

Demasiado tiempo pensando.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario

OTRO DÍA PENSANDO IV

Demasiado tiempo pensando
en quien quizá no deba pensar.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | Deja un comentario